jueves, 1 de septiembre de 2016

Dos destruimos la ciudad con fuego. Nos besamos después
para destruirnos con algo peor.