lunes, 7 de noviembre de 2016

El mejor refugio del mundo

Sé que puedo 
salvarnos,
ocultarnos 
en el mejor refugio del mundo.

Puedo construirlo 
en un día.

Arreglarlo,
colgarle cortinas,
pintarle el techo,
tejernos mantas
y guardarnos
en ellas.

Puedo
encender el fuego,
preparar té,
hacernos 
una cama.

Sé que puedo cuidarnos,
construir 
el mejor refugio del mundo,
y dormir en invierno a tu lado.

Puedo poner 
flores en todas partes,
y una alfombra
para andar descalzos.

Puedo hacernos
un espacio en la tierra,
encender el fuego,
las cortinas,
el techo,
y las mantas.

Sé que puedo 
incendiar el mejor refugio del mundo
cada columna,
muro,
lámpara,
hasta los cimientos.

Y entonces,
sólo entonces,
salvarnos.